Encontrar inspiración en tiempos de crisis

Contenido
Comparte este post
Share on facebook
Share on linkedin
Share on twitter
Share on whatsapp

Para nadie es un secreto que muchas veces en nuestras vidas experimentamos lo que conocemos como bloqueos mentales.

Un bloqueo mental es este espectro donde cerebro, cuerpo y espíritu no logran conectarse entre sí y esto nos dificulta solucionar, proponer o pensar acciones concretas para atravesar retos en nuestro trabajo, estudio, entorno o simplemente para vivir el día a día. 

Con la pandemia y el aislamiento  muchas de las dinámicas a las que estábamos acostumbrados cambiaron no solo en la forma en la que interactuamos con el otro como sociedad, sino también en la forma que nos relacionamos con nosotros mismos. Es allí donde nos hicimos conscientes de que el cansancio, la falta de concentración, la ansiedad y otros factores son un problema que tiene que ver con la falta de inspiración en cualquier tipo de oficio y profesión.

No obstante, nos han vendido que la inspiración solo es para las personas creativas, que trabajan o viven de las artes, la música y el diseño, ignorando que todos poseemos un grado de creatividad para ser aplicado de acuerdo a los diferentes momentos que cada uno atraviese como profesional y como ser humano independiente de lo que hacemos.

Ahora bien, no sabemos cuánto tiempo más necesitaremos para volver a nuestras interacciones sociales de antes y por lo tanto a una vida más “normal”, tampoco sabemos si tendremos que atravesar otra situación mundial similar en algunos años ni cómo será, lo que deberíamos hacer es dejar de satanizar los bloqueos como ese hoyo negro del que difícilmente se halla una salida y por el contrario, buscar formas para reactivar la chispa.

Aquí algunos consejos útiles para potenciar la inspiración en tiempos de crisis (sobre todo laboral):

Presta atención a lo que normalmente pasa desapercibido

Concéntrate en tus sentidos. Observa, escucha y siente TODO lo que está a tu alrededor. Por ejemplo, cuando vayas a un restaurante, actúa como Anton Ego (crítico culinario en la película de Ratatouille) y enfócate en sentir todos los sabores del plato, los componentes, las siluetas, las texturas y los colores. 

A veces las respuestas que buscamos se encuentran cuando olemos un buen café, cuando escuchamos el viento soplar en la ventana, cuando vemos grietas en el pavimento mientras caminamos o cuando pasa el señor vendiendo mazamorra. 

Cambia de actividad

Cuando tengas un bloqueo, suspende lo que estés haciendo, respira, tómate una pausa para relajarte, para estirarte. A veces tenemos tantas cosas encima que por la presión y el afán  simplemente entramos en crisis y se nos dificulta darle un respiro a la mente. Quedarnos sentados frente a la pantalla o una hoja en blanco no hará que las ideas lleguen así que muévete y cambia de perspectiva.

Práctica lo que te hace feliz

Suena idílico que en días entre semana podamos hacer una actividad diferente a trabajar durante nuestra jornada laboral, aun así generar una sana distracción es parte de ese trabajo. Con la pandemia muchas de las empresas han migrado sus actividades al teletrabajo o trabajo remoto y con esto, la posibilidad de dejar descansar la cabeza es prácticamente nula. Sin embargo, así sea maratonear la serie de moda, leer las etiquetas de la comida, o en muchos casos limpiar la casa a profundidad, ayuda a que podamos circular la energía y después tengamos mente libre para ideas frescas.

Inspírate hasta vomitar

Ocupa tu tiempo libre con contenido valioso como documentales, fotografías, artículos, series o películas no necesariamente relacionados con tu actividad, que te muestren el lado b de las cosas y que a su vez te aporten un grado pequeño de motivación. Como las minichips, muchas no son tantas.

Recomendación: Ver RuPaul’s Drag Race, Abstract o Chef’s Table en Netflix.

Y recuerda: la inspiración está y la puedes encontrar donde menos lo esperas.

Natalia Hernandez

Natalia Hernandez

Natalia es Analista Senior en Imaginamos. Natalia estudió diseño Industrial en la Javeriana con algunos estudios en Comunicación Social y actualmente es estudiante de la Maestría en Diseño para la Innovación de Productos y Servicios en la misma universidad. Le gusta la ilustración, el diseño gráfico y la fotografía. Tiene experiencia profesional de más de 5 años en creación de estrategia digital de contenidos, segmentación de públicos, comunicación visual y diseño editorial.

Entradas relacionadas

Ecosistema Digital
Liss Osorio

MarketGo, el marketplace de Imaginamos

Pensar en un Marketplace es hacerse a la idea de un centro comercial pero en línea, en otras palabras, es una tienda que reúne varios